Personaliza tu dieta según tu tipo de cuerpo

Los diferentes tipos de cuerpo requieren de diferentes tipos de dieta. Descubre a cuál pertenece el tuyo y dale un reset a tu forma de comer.

Ectomorfo

Si tu metabolismo es tan rápido que podría correr un maratón, entonces es probable que éste sea tu tipo de cuerpo. Un organismo ectomorfo es delgado por naturaleza y se caracteriza por tener extremidades largas; quemará calorías de una forma más rápida, pero le será más difícil ganar músculo.

DO Divide tu dieta en dos: la primera parte con un valor calórico más alto y
 la otra entre grasas y proteínas. Esto dotará a tu cuerpo de energía suficiente y las proteínas serán aprovechadas para un mayor crecimiento muscular.

DON’T ¡No ingieras demasiados alimentos chatarra! Aun cuando tu metabolismo los procese de manera rápida, no son buena fuente para la construcción de músculo.

Mesomorfo

Este tipo de cuerpo puede verse súper fit aún sin hacer ejercicio y es propenso a desarrollar músculos de una manera más fácil. ¿La desventaja? Aunque tiene la capacidad de transformar proteínas en tejido muscular, tiende a aumentar de peso.

DO ¿Buscas definir tus músculos? Deja que los carbohidratos ocupen 30% de tu dieta, baja las grasas a 20% y permite que las proteínas tengan un mayor peso: harán que tus músculos luzcan fabulosos.

DON’T No permitas que la comodidad influya en tu entrenamiento. Aunque
 no necesites de dietas estrictas para mantenerte en forma, los alimentos ricos pero poco saludables pueden causar una desaceleración del organismo. ¡Así que evítalos!

Endomorfo

¿Practicas rutinas exhaustivas y no bajas de peso? Este cuerpo puede ganar grasa fácilmente y su complexión es corpulenta. Tiene la gran ventaja de contar con músculos fuertes y potentes, pero tiene un metabolismo lento.

DO Lleva una dieta alta en proteínas y baja las grasas para poder construir músculo. ¿Quieres acelerar tu metabolismo? No olvides tomar agua suficiente y realizar de cinco a seis comidas balanceadas al día.

DON’T ¡No hay algo peor que dejar
de comer para perder kilos! Hacerlo solamente provocará que tu organismo comience a quemar los músculos y deje las reservas de grasa en tu cuerpo. Lo mejor es no eliminar los carbohidratos y empezar a llevar una dieta equilibrada.

Como health coach puedo ayudarte a identificar plenamente las necesidades de tu cuerpo y generar un plan nutricional personalizado con base en dichas necesidades. Agenda tu cita y comienza tu nuevo estilo de vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *